RND - The Revenant - poster¿Qué pensará Leonardo DiCaprio de la nominación al Óscar por el papel que interpreta en El renacido (The Revenant)? Pregunto esto porque DiCaprio, el niño prodigio, ha sido el eterno olvidado de los premios de la Academia, a pesar de haber sido nominado cuatro veces, tres como mejor actor en El aviador (The Aviator, 2005), Diamante de sangre (Blood Diamond, 2007) y El lobo de Wall Street (The Wolf of Wall Street, 2014) y una como mejor actor de reparto en ¿A quién ama Gilbert Grape? (What’s Eating Gilbert Grape?, 1994). ¿Será acaso, como afirman diversos medios, su cara de niño que, pese a su edad, le resta credibilidad a los papeles protagónicos? ¿O el gusto por las fiestas lo que le han valido el rechazo? No lo creo: la competencia siempre ha sido difícil. La mala suerte lo persigue, así de sencillo.

El renacido, dirigida por Alejandro G. Iñárritu, llamó mi atención desde antes de estrenarse. Había leído un par de comentarios que la señalaban como una de las mejores cintas: era la elegida para el Óscar, así que me aventuré a verla un sábado por la noche. La película, situada en 1820, está inspirada en hechos reales y aborda la vida del cazador y explorador Hugh Glass, quien es atacado por un oso que le deja al borde de la muerte —nada bien para DiCaprio—. Sus compañeros de expedición lo ayudan porque es el único que conoce el camino de regreso, sin embargo, tras un accidentado trecho, y con los indios pisándoles los talones, deciden dejarlo con tres compañeros cuidando de él, entre ellos su hijo mestizo Hawk y John Fitzgerald, interpretado por Tom Hardy, quienes a su vez lo abandonan creyendo que, por las graves heridas, no sobrevivirá.

Glass, el osado cazador de pieles, a pesar de su condición se aferra a la vida y tras varios incidentes que empeoraron su situación logra su objetivo: llegar al campamento de la compañía exploradora y buscar a quien intentó asesinarlo y cobrar venganza. La narración de El renacido está atiborrada de pruebas morales y malas intenciones, por eso no es de extrañarse que nuestra razón sea aguijoneada por las crudas escenas. El planteamiento hiere sensibilidades y da a la historia el toque emocional necesario para hundirse en ella por completo.

G. Iñárritu y Emmanuel Lubezki, la dupla perfecta, realizaron un trabajo extraordinario. Por un lado, el director, ganador de tres premios Óscar con la película Birdman, logró fortalecer a sus personajes gracias a la experiencia que la cinta describe —DiCaprio afirmó que El renacido fue uno de los mayores retos que ha enfrentado—, y por el otro, el responsable de la fotografía, dos veces ganador del Óscar por Gravedad (2013) y Birdman (2014), al no utilizar ningún tipo de iluminación artificial en el rodaje, lo que provocó una visión más natural de los acontecimientos. Basta ver el inicio de la película para darnos cuenta de la calidad filmográfica: el sonido del agua en el río, las siluetas a contraluz, la sombras…, el cielo.

Leonardo DiCaprio, a pesar de haber admitido que sólo trabaja para seguir creciendo profesionalmente, sabe que la estatuilla consagrará su carrera como actor, pero acepta que el destino del premio es incierto porque se enfrentará a grandes actores como Michael Fassbender con Steve Jobs, Eddie Redmayne con La chica danesa, Brian Cranston con Trumbo y Matt Damon con El marciano. Por el contrario G. Iñárritu y Lubezki están más serenos con las nominaciones, aunque no del todo tranquilos, pues cada uno tiene en su haber un par de reconocimientos de este galardón que los sitúa en la cima del pedestal.

Ficha Técnica

Director: Alejandro González Iñárritu
Productores: Anonymous Content, New Regency Pictures, RatPac Entertainment
Guionistas: Alejandro González Iñárritu, Michael Punke (Novela)
Actores: Leonardo DiCaprio, Tom Hardy, Domhnall Gleeson
Género: Aventura, Drama
País: Estados Unidos
Año: 2015
Web Oficial: http://www.foxmovies.com/movies/the-revenant